header

header

29 de agosto de 2010

¡Feliz cumple Utopía!

Y feliz resaca también.

Y es que hoy, queridas lectoras, es mi cumpleaños. No revelaré la edad no vaya a ser que asusteis o, lo que es peor, me asuste yo. Y es que esta es una edad importante.

La fiesta empezó con mucho stress, una carrera contrareloj para tener toda la comida preparada antes de que empezara a llegar la gente. Estrené una falda monísima que había comprado ese día en Zara. Los días que salgo y estreno como que sales con más ganas. En poco tiempo la casa se infestó de globos. Como lo hacíamos en casa como en nuestros viejos tiempos, aquello era un revival total con música de las Spice Girls y los BackStreet Boys (y la Booomba también, de eso no libramos) Veáse el globo-cartel que colocamos fuera para indicar la casa de la fiesta (aunque con el alboroto que armamos algunos comentan que se nos oía desde abajo xD)



Al final llegaron al banquete como 15 personas y las sillas no llegaban. Menos mal que había parejas que no les importaba compartir asiento. Ella estuvo a mi lado en todo momento, contándonos nuestras respectivas vidas de casi todo el verano. Hacía mes y medio que no la veía y volverla a tener así de cerca, tan cómplices como siempre estuvimos en clase, como si no le hubiera dicho que la quería dos meses atrás, me encantó. Extrañé un montón a tres de mis mejores amigos que no pudieron venir por estar de Erasmus ya o de vacaciones pero sus sms me los acercaron un poquito. Aparte de ellos, tenía allí a las personas que más quiero. Gente con la que he compartido muchísimos momentos. Joder, que a uno de ellos lo conozco desde los tres años.

Los regalos fueron llegando. Por suerte, los regalos que les hicimos a los otros dos cumpleañeros les encantaron y este año no toca descambiar nada. Por mi parte me regalaron un reloj de Audrey (siiiiiiiiiii! me encantaaaaaaa, ya tengo la colección completa de artículos de esta mujer, madre mía xD), un libro que últimamente estoy perdiendo la sana costumbre de leer y ropa. La pena es que mis amigas me pillaron una 34 y estoy delagada, pero no tanto. Los regalos-parida como siempre, hicieron acto de presencia con una banda de "estamos de fiesta" que me duró demasiado poco en cuanto empecé a beber y una pajita coronada por una... ¿se puede decir polla? Pues eso, ya veis que concepto tienen de mí xD

A las 12 y media conseguimos movilizar a toda la comisiva hacia la zona de marcha. Oficialmente ya era mi cumple y recibí un sms de ella para no perder la tradición a pesar de tenerla al lado. ¡Qué cosas! El alcohol empezó a fluir como si nada, ajeno a la fiesta. Me encontré con dos de mis ex también por no faltar a la tradición y a muchísima más gente que aunque no lo supiera, yo les decía que era mi cumple. Y es que pasarán 6 años hasta que pueda salir de fiesta un fin de semana en mi cumple de verdad, había que aprovechar.

A partir de ahí no recuerdo con claridad lo que pasó. La gente fue desapareciendo. De algunos me despedí, de otros no... pero ella seguía ahí, y yo le robaba un abrazo cada vez que podía. Llamamos a un amigo mío de la facultad para vernos. No sé si he hablado de él pero es un chico majísimo. Tonteamos al inicio de la carrera pero ahora tiene novio y son tan cuquis los dos. En fin, que nos fuimos ellos, ella y alguna gente más a pubs varios... unos cocktails, jarras y jaggers después yo ya estaba happy de la vida. Bueno, feliz hasta que la veía al lado. Se me debió notar demasiado porque el novio de mi amigo se me acercó y dijo:

- Putos heteros, ¿verdad?

Creo que me lo tatuaré xD. Es broma, con mi libélula en el hombro voy más que servida. Bailamos el waka-waka como cuatro veces... me está empezando a cansar la cancioncita. En un momento de la noche en el que ya te da igual todo me convencí a mí misma de pedirle un beso, sólo porque era mi cumpleaños. Sinceramente, aunque al final pudo más mi sentido común sé que si se lo llego a pedir ella me lo hubiese dado, pero eso me hubiera enganchado aún más. Es cómo cuando un ex-fumador da una calada a un cigarro. Al final acabas recayendo del todo.


A eso de las 6 mi sentido común, aún no se cómo, hizo aparición entre los grados de alcohol que llevaba encima para decirme que era hora de irse. Si no llego a tener un día entero de cumpleaños por delante hubiera seguido. La acompañé hasta el bus, donde hicieron falta como tres abrazos para despedirse del todo y me fui de allí lo antes posible... ya dije que no resisto las despedidas.

La verdad es que lo pasé genial aunque ahora que estoy hablando con una amiga parecer ser que lloré más de lo que recuerdo. Pero es inevitable. No sé que más hacer. Siento que voy a verla siempre de la misma manera. Que esto no se pasará nunca.

Al menos tengo el consuelo de que en estado sobrio la cosa duele un poco menos. No debí cantar victoria tan pronto.

Cuando llegué a casa en un estado bastante deplorable todo hay que decirlo, me metí en la cama que, inexplicablemente, empezó a dar vueltas. Me puse el i-pod como hago todas las noches y empecé a repasar los mensajes recibidos y me di cuenta de que había uno que no había leído de un número que no conocía.

Eres como un tesoro hundido, por quererte cuidar como un mundo perfecto por alguien que siempre te querrá hasta el fin de los tiempos.

La verdad es que borracha tenía más sentido pero aún así me resulta raro tener un admirador secreto. Puedo sospechar quién es... de hecho voy a mandar un mensaje para averiguarlo. ¡Qué cosas se reciben en un cumple!

La resaca de hoy no es de las más graves. Mi madre creo que ha averiguado hoy que bebo y tengo la voz superronca (empieza a refrescar por las noches) Hablando del final del verano, ayer viendo las noticias comentaban que queda poco de estación y os juro que sin estar yo borracha ni nada por el estilo, se me cayó una lágrima. Es que no quiero que se acabe joooo.

Mi primo de tres años me llamó esta mañana para cantarme el "cumpleano felí". Un dulce despertar para afrontar este día importante. Por la fiesta de ayer ya ha merecido la pena cumplir años.

Un besito y disfrutad de la vida.


2 comentarios:

Butterflied dijo...

Me ha encantado el post, aunque haya partes tristes me gusta que seas capaz de hablar así de ella y que seas capaz de pasártelo bien, de disfrutar y de ver el lado divertido de las cosas.

Un abrazo enorme.

neus.. dijo...

Que buena celebración! Me ha encantado que lo hayas compartido con nosotros! (Al final es que no pude ir, lo siento...). Y como sice Estela, es un paso muy grande que seas capaz de hablar de ella. Lo conseguirás.

Un beso enorme y hasta el próximo, que espero poder estar por aqui tb!!! :)

 

Copyright © 2010 Buscadora de Utopías